125
No hay información
Ferlein
Pérez Monroy
† 01.28.2018

Ferlein Pérez Monroy era el presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda Los Laureles, Caquetá y subcordinador de la mesa municipal de víctimas de El Paujil. Promovió proyectos de emprendimiento económico para la población de su vereda. El 6 de noviembre de 2017, en circunstancias que aun permanecen por esclarecer, miembros del Ejército dispararon contra un carro en el que se desplazaba Pérez, quien falleció inmediatamente.


    Tipo de liderazgo:

    Comunitario

    Tipo de comunidad:

    Comunidad campesina

    Organización a la que pertenecía:

    Junta de Acción Comunal de la vereda Laurelaes

    Fase de la investigación:

    Indagación

Cartagena del Chairá, Caquetá



Ferlein Pérez Monroy fue un líder comunitario del municipio de El Paujil, en Caquetá. Fundamentalmente se dedicaba a labrar tierra y limpiar potreros de siempra de plátano y yuca.

Ferlein Pérez junto con múltiples otras familias fue desplazado por las Farc. Este grupo de personas denunció los hechos y fueron reubicados en una zona a 40 minutos del casco urbano del municipio de El Paujil en Caquetá. Allí se asentaron y fundaron la vereda Los Laureles.

Desde entonces Pérez se integró a la mesa municipal de víctimas como subcoordinador, cargo desde el cual promovió y ayudó a formular proyectos de emprendimiento económico para la población de Los Laureles. “No era fácil. Cuando los reubicaron en esa terra, ahí no había nada, no quedaba nada cerca, sólo tierra y carretera destapada”, afirmó Lizandro Monje quien trabajó con Pérez por más de 6 años.

Posteriormente fue electo presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda Los Laureles, donde residía. Para esas fechas, miembros de las Farc desplazaron nuevamente a la comunidad de Los Laureles de las tierras donde el gobierno los había reubicado. El grupo guerrillero se apropió de los cultivos de pancoger de los habitantes, a quienes no les quedó alternativa sino asentarse en la periferia del municipio de El Paujil, a 40 minutos en carro.

La comunidad denunció nuevamente, exigiendo ser reubicados en otra zona más cercana al casco urbano municipal, pero a la fecha, esto no ha sucedido. Pérez continuó con sus trabajos limpiando potreros de plátano y de yuca y poniendo ganado a pastar en distintas fincas cercanas a su vereda. En varias ocasiones tenía que salir hasta la vía intermunicipal que conduce desde el municipio de El Paujil hasta Cartagena del Chairá y tomar un bus para desplazarse, pero también era muy común pedir “un aventón” sobre la carretera para evitar esperar el transporte público, así lo comentó Lizandro Monje.

El 6 de noviembre de 2017, el líder comunitario iba en un carro, por la vía El Paujil - Cartagena del Chairá, que conduce a la vereda Versalles. A la altura de la vereda Fundación, Pérez se cruzó con un puesto de control de la fuerza pública. En circunstancias que aún permanecen por esclarecer, los militares abrieron fuego contra el líder quien murió inmediatamente a causa de los impactos de bala.

La muerte de Ferlein fue presentada en distintos medios locales como producto de un fuego cruzado entre una disidencia de las Farc y los militares. Una de las versiones de los hechos establece que el líder iba acompañado de una mujer, al parecer, de 20 años de edad y otros dos hombres de 27 y 39 y que los cuatro se negaron a detenerse cuando el Ejército así se los pidió.

Los medios locales no coinciden sobre sí los supuestos acompañantes o el mismo Pérez habrían accionado también alguna clase de arma de fuego. En su versión, el Ejército asegura que al inspeccionar el vehículo, los soldados hallaron tres pistolas nueve milímetros, cuatro proveedores y 41 cartuchos.

La comunidad de El Paujil insiste en que esta versión en falsa, pues afirman que Ferlein Pérez no era disidente de las Farc ni perteneciente a ningún otro grupo armado al margen de la ley. “Ferlein no era ningún guerrillero, de hecho, le tenía mucho miedo al sonido de los disparos”, dijo Lizandro Monje. Sin embargo, la comunidad insiste en señalar la presencia de disidencias del grupo guerrillero que aún amenazan a los habitantes del territorio por medio de panfletos y llamadas.

Tres días luego se su asesinato, Pérez fue enterrado por sus amigos y familiares de la zona rural de Cartagena de Chairá. Este asesinato permanece en indagación por parte de la Fiscalía y, hasta ahora, ninguna persona ha sido judicializada por este hecho.